Después de la reforma tributaria el salario mínimo

|   Opinión

La Tabla, por Néstor Restrepo Roldán (*)

 

En menos de 15 días estaremos metidos de lleno en los análisis y discusiones sobre el salario mínimo para 2017, y muy seguramente todos los titulares de prensa y manifestaciones públicas expresarán sus informes y comentarios alrededor de los acercamientos entre el gobierno, empresarios y centrales obreras. El mismo cuento de todos los años.

Esperamos que para esta ocasión haya nuevas prácticas de negociación, para que no sea lo mismo de siempre. Ojalá tengan en cuenta los planteamientos que elabora y presenta la denominada Comisión de Productividad, y no solo se concentren en las interminables discusiones de la Comisión Permanente de Concertación de Políticas Salariales y Laborales, que a la hora de la verdad solo se centra en el dato de inflación como indicador representante del valor de costo de vida.

Los empleados, quienes son los que en últimas quedan o no descontentos con la decisión, aspiran que el aumento les garantice el cubrimiento de las necesidades básicas como alimentación, salud, vivienda y educación, y para ello vienen solicitando que la cifra del aumento final no responda solo a una fórmula que se aplique, sino que se realice con juicio y pleno detenimiento un estudio de otros factores como la productividad de la economía, incremento del Producto Interno Bruto, clima económico general y meta de inflación que sea fijada para el siguiente año.

No se pueden olvidar que la Nación entera mantiene desde septiembre una indignación muy grande, por lo que fue el nuevo salario de los congresistas.

Con la manera de actuar que se le conoce a este gobierno, me atrevo a adelantarme a los acontecimientos y manifestar que seguramente en el Congreso el nuevo salario se aprobará a “pupitrazo” no limpio, y en la prensa solo se mencionará sobre los descontentos que de esa gestión se surten para nuevos enfrentamientos.

Quiero equivocarme, amanecerá y veremos.

(*) Dirigente cívico.

Alerta de sismo en Villavicencio

Directivos de Cormacarena reunidos con Ecopetrol

Retos de la Orinoquia frente al cambio climático

Villavicencio una ciudad sostenible, según Findeter

Se derriten los nevados de Colombia

Cambio climático y gestión integral del agua: Experiencias de Ecopetrol

Petróleo en Meta: ¿Si o no?