Sigue la campaña para prevenir enfermedades en el cacao que se siembra en Meta

created by Lizeth Carolina Santiago |

 

Para garantizar la sanidad e inocuidad en los cultivos del agro colombiano, el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA) realizó la vigilancia fitosanitaria a 382 hectáreas de cultivos del cacao en Meta, como parte de sus funciones de inspección, vigilancia y control.

En las 134 visitas realizadas la autoridad sanitaria controló 4 enfermedades prevalentes: fitoftora, monilia, pasadores del fruto y escoba de bruja, siendo esa última la que mayor incidencia tiene en los cultivos de la región.

Henry William Hernández, gerente de la seccional Meta del ICA, explicó que la enfermedad conocida como escoba de bruja, es causada por el hongo Crinipellis Perniciosao Moniliophthora, y afecta los tejidos en crecimiento de la planta.

“Los síntomas más frecuentes aparecen en los puntos de crecimiento de ramas, cojines florales y frutos. Cuando los cojines florales son atacados por esa enfermedad, no nacen mazorcas sino brotes vegetativos a manera de ramas, con apariencia de escoba”.

Agregó que los frutos afectados por la enfermedad presentan diferentes síntomas que dependen del estado de desarrollo, ya que pueden tomar forma de chirimoyas, fresas o zanahorias.

“Las escobas producen estructuras reproductivas, con forma de pequeños paraguas, que producen millones de esporas. Estas son dispersadas por el viento y la lluvia”.

El Instituto Colombiano Agropecuario invitó a los productores de cacao a mantener los cultivos podados antes que inicie la época de lluvias, así como hacer recolección semanal de frutos sanos, maduros, enfermos y no permitir que las escobas de bruja lleguen a estado de madurez porque el hongo empieza a esporular y a diseminar la enfermedad.

Hernández también dejó otras recomendaciones a consideración de los cultivadores:

** Reducir o mantener una altura máxima de 3 metros en las plantas de cacao.

** Realizar mínimo 2 podas al año, la principal entre febrero-marzo y la segunda de mantenimiento entre julio-agosto.

** Durante y después de las podas hacer una remocióń de tejidos enfermos, escobas y frutos.

** Si la enfermedad se detecta en la plantación, es conveniente retirarla inmediatamente e iniciar una vigilancia rigurosa con las actividades mencionadas en el punto anterior.

** Regular el sombrío permanente porque así se obtiene apropiada entrada de luz en la plantación y buena cantidad de aire en circulación, favoreciendo la disminución de la humedad.

** Mantener el adecuado sistema de drenaje para evitar el encharcamiento del agua de las lluvias y reducir la alta humedad relativa dentro del ambiente de la plantación.

** Realizar deshierbas frecuentes y oportunas para facilitar la libre circulación del aire y mantener el ambiente más seco, evitando la condensación del rocío durante las noches.

** No se recomienda el control químico.

Alerta de sismo en Villavicencio

Directivos de Cormacarena reunidos con Ecopetrol

Retos de la Orinoquia frente al cambio climático

Villavicencio una ciudad sostenible, según Findeter

Se derriten los nevados de Colombia

Cambio climático y gestión integral del agua: Experiencias de Ecopetrol

Petróleo en Meta: ¿Si o no?